Disfruta de estos planes por Rocallaura

Actualidad

15/11/2021

Cataluña es un paraíso para los amantes de los pueblos medievales y cuenta con algunos de los más bonitos y mejor conservados de España. Los más conocidos, como Besalú o Miravet, son visitados por miles de personas cada año, que acuden a inmortalizar sus calles y plazas de postal. 

Pero existen pequeñas joyas aún por descubrir, como Rocallaura, una pequeña localidad de poco más de 70 habitantes que se encuentra en un enclave privilegiado de la comarca de Urgel. Situado en el municipio de Vallbona de les Monges, ofrece a quien lo visita una experiencia en la que no cabe el estrés ni la prisa. 

Para que no te pierdas todo lo que esta encantadora localidad tiene que ofrecerte, desde el IBERIK Rocallaura Balneari**** te vamos a proponer unos cuantos planes para disfrutar solo, en pareja o en familia. ¡Empecemos!

 Visita al pueblo de Rocallaura

Pese a ser un pueblo de pequeñas dimensiones, es un placer recorrerlo a pie y dejarse llevar por el aire de tranquilidad y relax que en ellas se respira. Entre sus casas y edificios medievales destaca la Iglesia de Sant Llorenç, en honor a San Lorenzo mártir. En 1900 se le realizaron las últimas reformas, en las que construyó el camarín en el se encuentra aún hoy la talla de la Mare de Déu del Tallat.

Rocallaura contaba durante el medievo con un castillo cuya estructura servía como defensa de los habitantes de la localidad. Aunque una gran parte se ha ido perdiendo a lo largo de los siglos, aún se conserva parte de su muralla defensiva, incorporada ahora al trazado de sus calles. También se puede pasar mientras se pasea por uno de los portales que servían de entrada al recinto amurallado y que aún conserva las marcas del soporte de la puerta que el pasado lo cerraba.

Mientras paseamos sin prisa debemos permanecer atentos pues a nuestro paso, colocadas casi como si de un secreto se tratara, veremos joyas como el antiguo bebedero, la Cruz del Término o la Plaza Nueva.

Ruta al Santuario del Tallat con parada en Montblanquet

Ahora que ya hemos conocido el pueblo de Rocallaura, ¿qué te parece hacer un poco de senderismo por la Sierra del Tallat para disfrutar de unas vistas espectaculares desde el mirador del santuario? Se trata de una ruta con un recorrido total de 15.6 km que no presenta dificultad, por lo que, en principio, tanto adultos como niños pueden hacerla. No te preocupes, haremos parada a mitad del camino para descansar y reponer fuerzas..

Comenzaremos la ruta en el inicio del Camí de Montblanquet, que se encuentra frente a IBERIK Rocallaura Balneari. En una de las salidas de glorieta veremos el indicador del Camí de Montblanquet, que debemos seguir. Este camino de tierra está perfectamente señalizado, así es fácil seguir los 3.25 km que nos harán llegar al pueblo vecino que da nombre a este trayecto. El recorrido es relajado, situado en plena naturaleza y rodeado de campos de trigo, olivos y viñas.

Al final del camino llegaremos a Montblanquet, un pueblo pequeño pero lleno de encanto compuesto por casas de piedra, tan típicas de esta zona de Cataluña. Si lo deseamos, podemos detenernos a descansar o seguir hacia el santuario. Para continuar nuestra subida al mirador debemos tomar un camino que comienza en una de las entradas al pueblo, marcado con una cruz y una señal que indica la dirección hacia Tallat.

Este tramo de la ruta, de 3 km, no tiene pérdida ya que bastará con seguir el camino marcado. La ascensión nos hará alcanzar los 787 metros de altura, que le otorgan al Santuario de Tallat las impresionantes panorámicas de la Sierra. El santuario fue construido en el siglo XVII y su estilo pertenece al gótico tardío.
Para volver a Rocallaura deberemos hacer el mismo camino en sentido inverso, pudiendo parar otro rato para descansar en Montblanquet.

Desayuno entre viñedos y visita al Vallbona de les Monges

¿Quieres vivir una experiencia única disfrutando de la gastronomía de la comarca? El Valle del Corb está repleto de olivos, almendros, viñedos y campos de cereales, así que es el destino ideal para los más foodies. El plan que te proponemos está especialmente pensado para todos aquellos que visiten Rocallaura en los meses de verano y primavera, aunque puede realizarse en cualquier momento del año.

L’Olivera es una cooperativa de trabajo e iniciativa social que elabora vinos y aceites ecológicos, emplazada en el cercano municipio de Vallbona de les Monges (se encuentra a tan solo 6.4 km de Rocallaura). Entre las muchas actividades que ofrece al visitante se encuentra el desayuno en la Viñeta de Missenyora, que incluye un paseo por la viña, desayuno con productos de la tierra, cata de 3 vinos y el aceite de L'Olivera. Se ofrece los sábados y los domingos a grupos de 4 personas mínimo y puede reservarse por teléfono o a través del correo electrónico.

Una vez que hayamos disfrutado del delicioso desayuno y la visita a L’Olivera, ya tendremos energías para acercarnos al pequeño pero coqueto pueblo y visitar, además de sus calles, el monasterio de Vallbona de les monges, al que la localidad debe su nombre. Construido en el siglo XII, el centro monacal sigue activo en la actualidad y es el cenobio femenino más importante de Cataluña. Fue declarado Monumento Nacional en 1931 por Real Orden, y puede visitarse por libre o mediante la reserva de visita guiada. Cualquiera de las dos opciones es imprescindible en vuestro viaje a Rocallaura.

Como ya habrás comprobado, la zona en la que se encuentra IBERIK Rocallaura Balneari es ideal para apagar el móvil, descansar, conectar con la naturaleza y vivir sin prisas. Esperamos que nuestros planes te hayan ayudado para planificar un fin de semana de desconexión total. ¡Volverás con las pilas cargadas!  ;)